Denuncian millonarias estafas de importador de vehículos en Punta Arenas

Tres son las acciones judiciales que hasta este martes (20 de marzo), se han presentado en el Juzgado de Garantía de Punta Arenas contra uno de los representantes de la importadora de vehículos “Kaweskar Auto Americano”. Las querellas acusan millonarios montos defraudados, dineros que habrían sido entregados por los afectados a cambio de la importación de flamantes vehículos, los cuales nunca llegaron.

Sendas querellas, con cuatro familias afectadas hasta este minuto, fueron interpuestas ante la justicia en contra el supuesto representante de la automotora, H.L.F.M, dejando en evidencia que, pese a ser desconocidos entre ellos, los querellantes fueron todos víctimas de un estructurado modo de actuar que se repitió una y otra vez.

De acuerdo a los antecedentes expuestos por los afectados en sus acciones penales, la firma promocionaba vistosos autos a través de su sitio en internet y perfil de Facebook, a precios verdaderamente atractivos, ofertando a valores muy por debajo del mercado autos y todoterreno de reconocidas marcas, los cuales, importarían desde Estados Unidos en un plazo no mayor a los 70 días.

Con la atractiva oferta, el comerciante querellado “conquistaba” a sus clientes, exigiendo el previo pago de un porcentaje del valor, a fin de “asegurar” el auto, comprometiendo que, durante todo el proceso de espera, se enviaría fotografías e información desde el lugar en que se encontraba la futura “joya” de la familia.

Sin embargo, tras depositar los fondos, poco y nada se volvía a saber de la agencia, se comenzaba con evasivas, excusas, e incluso ofertas de cambiar el vehículo a uno más moderno, en compensación por la demora. Sin embargo, dicha demora sería permanente, ya que los afectados no volverían a tener noticias de quien, a estas alturas y respecto de las tres querellas hasta ahora interpuestas, se apropió de más de 25 millones de pesos, al menos en los casos que se conocen.

Así luce ahora el lugar donde atendía la empresa importadora.

El Magallánico intentó comunicarse con H.L.F.M., representante de la agencia, no obstante, los teléfonos que figuran en su página web y en el perfil de Facebook, aparecen como apagados. Tampoco se pudo ubicar a nadie al visitar las oficinas de la empresa en avenida Pedro Aguirre Cerda Nº570, ya que donde antes lucía su cartel y exhibían algunos vehículos, ahora no hay más que rastros de su paso.

En efecto, consultados los vecinos del sector, señalaron que desde febrero que no ha habido movimiento en el lugar, luego que un día llegara un vehículo de carga y se llevaran todo cuanto había en las instalaciones.

De igual manera, hechas las consultas, parte de estos antecedentes ya estarían en poder de la Fiscalía, al igual que se habría hecho una denuncia ante la PDI de Punta Arenas.

Print Friendly, PDF & Email