Justicia dispuso prisión y arresto domiciliario para delincuentes afuerinos detenidos por robo

Dos delitos de robo se les imputó hoy (9 de abril) a los dos puertomontinos que fueron detenidos por Carabineros tras ser vinculados al robo que afectó la tienda North Face en el centro de Punta Arenas. Categórico se manifestó el fiscal Felipe Aguirre quien afirmó durante la audiencia: “Vinieron a la región con el único propósito de robar”.

Autoría en el robo en una vivienda en villa Altos del Bosque y la sustracción de especies por medio de un boquete en la tienda de calle Bories, se les está imputando al menor A.I.V.M. de 16 años, y a su compañero J.C.A.C., de 29, ambos de la ciudad de Puerto Montt quienes a fines de marzo arribaron a Punta Arenas.

Mientras que el menor mantiene causas pendientes, sin ninguna condena todavía, el adulto ostenta un triste prontuario con más de 30 sentencias a su haber, en su mayoría por robo y hurto, con sanciones aplicadas por la justicia en Santiago, Temuco, Osorno y Puerto Montt. De hecho, el último proceso se inició en su contra a fines del año pasado por robo frustrado, al ser sorprendido haciendo un boquete en un local comercial en la capital de la Región de Los Lagos.

Conforme a los hechos expuestos por el fiscal Aguirre, los imputados entraron a la vivienda afectada forzando un ingreso posterior, sustrayendo diversas especies de valor, quedando registrada su presencia en las inmediaciones de la casa por las cámaras de vigilancia de los vecinos.

Tras ser detenidos por el robo de North Face se encontraron también especies vinculadas a ese robo, de hecho, abandonaron una mochila en la tienda afectada, la misma que estaba vinculada al ilícito anterior.

Así se fue entramando el caso, apuntando a que estos individuos habrían venido sólo con la intención de cometer diversos delitos a la ciudad, que incluso podrían verse en aumento, ya que existen otros dos robos por los cuales se les estaría investigando, aunque no se ahondó más en esos casos.

En definitiva, pese a la oposición de las defensas, que en el caso del adulto apunta a reconfigurar el delito de robo por uno de receptación, y en el caso del adolescente, de que no tiene condenas anteriores; el magistrado Cristian Armijo determinó acceder al encierro solicitado cautelarmente por la Fiscalía disponiendo la prisión preventiva para el adulto en el penal de Punta Arenas, pero no así la internación provisoria para el menor, quien quedó sujeto a un arresto domiciliario total, pese a que no mantiene un domicilio en nuestra comuna, además del arraigo regional y la prohibición de acercarse a las víctimas.

Print Friendly, PDF & Email