Con arresto nocturno quedó conductor que estando ebrio protagonizó grave accidente

Cargos por manejo en estado de ebriedad provocando lesiones graves, lesiones leves y daños, le fueron imputados hoy (13 de diciembre) a S.I.L.M., individuo de 21 años que el mediodía del sábado protagonizó un fuerte choque en el barrio 18 de Septiembre de Punta Arenas, hecho del cual resultaron dos personas lesionadas, una de ellas con una fractura en su pierna.

A la medida de arresto domiciliario nocturno y a la imposibilidad de obtener licencia de conductor –porque no tenía- quedó sujeto el imputado que hoy compareció ante el Juzgado de Garantía, procedimiento judicial en el que se detalló que, mientras conducía, con una dosificación de 1.68 g/lt de alcohol en su sistema de acuerdo al resultado del “Alcotest”, perdió el control del automóvil Mazda que guiaba, impactando un grifo de agua, un poste del tendido eléctrico y un vehículo estacionado.

Además, dos de sus acompañantes resultaron heridos, una joven que salvó con lesiones leves, y otro afectado que sufrió múltiples contusiones y una fractura de rodilla.

Sumado al cargo de manejo en estado de ebriedad, la Fiscalía le imputó responsabilidad en infracción a las normas sanitarias, ya que al momento del choque no mantenía permiso para circular en la vía pública durante la cuarentena.

Cabe recordar que este siniestro vial ocurrió ayer poco antes de las 14 horas en la intersección de Eusebio Lillo y José Miguel Infante, en el sector alto de Punta Arenas.

Las cautelares dispuestas para el imputado estarán sujetas a la etapa de investigación, para lo cual se fijó un plazo de 60 días, tiempo en que el no podrá abandonar su domicilio entre las 22 y las 6 horas, sin importar si exista o no toque de queda.

Print Friendly, PDF & Email