A 10 años del cruel homicidio que quedó impune: “Los policías se equivocaron conmigo”

(…Vienes de la segunda parte)

A diez años del crimen de Sonia Rodríguez Polanco, Domingo Mancilla Contreras, único imputado por el hecho y absuelto de todo cargo, hoy en día vive tranquilo en su hogar. Recuerda con pesar lo sucedido, y afirma no tener rencor por cómo fue tratado. A sus 47 años cuida a su madre, de 82 años, y subsiste con una pensión de invalidez.

Dos frases bastan para evidenciar que Domingo es una persona diferente, es amable y tímido, y no se muestra negativo a contestar algunas preguntas al El Magallánico respecto del caso en el que se vio involucrado hace una década.

Sus contestaciones fueron breves, pero parecieron sinceras. Observó en todo momento a su interlocutor a los ojos y no dio señales de titubeos.

Domingo Jaime Mancilla Contreras, de actuales 47 años, vivió entre 2010 y 2011, cinco meses tras las rejas, acusado de un crimen por el cual fue absuelto.

¿Qué recuerda del caso del homicidio de Sonia Rodríguez Polanco?

“Antes pensaba mucho en eso, pero ahora ya no, como que se me fue olvidando. Recuerdo que yo sólo fui al velorio sin saber lo que iba a pasar”

¿Por qué fue a ese velorio?

“Por curiosidad”

¿Conocía a Sonia de antes?

“No, nunca había estado con ella”

En alguna parte de su declaración se habló de que usted había contratado los servicios sexuales de ella ¿eso lo recuerda?

“No, ahí pasó que la policía me presionó para decir eso”

¿Cuánto tiempo pasó usted en la cárcel?

“Cinco meses”

¿Qué recuerda de su paso por la cárcel?

“En las noches me gritaban desde arriba de la galería ¡asesino, asesino! Nunca me hicieron nada más eso sí”

¿Se había visto involucrado en algún otro delito?

“No nunca, eso fue lo único”

¿Cómo cambió todo esto su vida?

“Cambió harto mi vida, perdí mi trabajo”

¿En qué trabajaba en esa época?

“Trabajaba en Áreas Verdes, y ese día (el día del crimen) estaba haciendo limpieza de solera”

¿Qué decía su familia de todo esto?

“Ellos siempre creyeron en mí, que no lo había hecho”

¿Asesinó usted a Sonia?

“No”

¿Qué opina usted de que la persona que la asesinó haya quedado libre?

“Que la policía hizo mal su trabajo, no lo pudieron atrapar, no buscaron bien al verdadero autor, ellos se equivocaron conmigo”.

Print Friendly, PDF & Email