Esta semana Aguas Magallanes abrirá centro de atención a clientes

“El compromiso de Aguas Magallanes, desde el inicio de esta pandemia, a pesar del complejo escenario, ha sido garantizar el suministro de agua potable y servicio de alcantarillado en cada uno de los hogares y lo ha cumplido”. Con estas palabras, el gerente regional de la compañía, Christian Adema, se refirió a las medidas que han debido implementar para asegurar el suministro y aclaró que ningún cliente pagará algo distinto a su consumo real.

Durante el tiempo de cuarentena total en la región y como medida preventiva para el resguardo tanto de los clientes como de los trabajadores, Aguas Magallanes determinó suspender temporalmente la atención de público y la toma de lectura de medidores en forma presencial, lo que implicó promediar el consumo de los últimos seis meses, para definir un valor promedio mensual. Hoy en día la compañía se encuentra analizando caso a caso las consultas y requerimientos de los clientes que advirtieron un aumento en el cobro de sus consumos, solicitando en algunos casos y en la medida de lo posible el envío de una fotografía del medidor y también verificando presencialmente la lectura de dichos dispositivos. “En situación de normalidad nuestros tiempos de respuesta son acotados, sin embargo y dada la actual contingencia es probable que tengamos mayores tiempos de respuesta, lo que de ninguna manera significa que quedarán casos sin revisar”, explicó el ejecutivo.

Asimismo, la empresa aclaró que, si la lectura del medidor es inferior a lo que indica la boleta, se debe informar a través de los canales de atención implementados durante la emergencia, con la finalidad de realizar los ajustes en los casos que correspondan. En esa línea, si algún cliente no puede hacer llegar la lectura de su medidor a través de los canales habilitados, en su próxima boleta podrá ver reflejado este ajuste, dado que, desde el punto de vista operativo, una vez reanudada la lectura presencial, el proceso de facturación realiza los ajustes de manera automática, por lo tanto, ningún cliente pagará algo distinto a su consumo real.

“Hacemos un llamado a la tranquilidad de nuestros clientes, ya que estamos trabajando en la revisión de todos los requerimientos y de esta manera poder responder de la forma más rápida posible. También comunicamos que paulatinamente abriremos nuestros centros de atención de clientes, teniendo operativo el de Punta Arenas esta semana, considerando para ello, todas las medidas de seguridad recomendadas por la autoridad sanitaria”, detalló.

Para atender consultas Aguas Magallanes habilitó transitoriamente y durante este período de contingencia los teléfonos 61 2200 750 – 61 2200 717 – 61 2200 958 – 61 2200 952 – 61 2200 934, de lunes a viernes de 9 a 13 horas y de 15 a 17 horas. En tanto el call center 61 2280028 funciona de lunes a domingo, las 24 horas.

Print Friendly, PDF & Email