Connect with us

Apuntes

Profesores de Punta Arenas: “No volveremos a clases, pues, jamás arriesgaríamos la vida de otro ser humano”

Published

on

El colegio comunal de Profesores de Punta Arenas no envía la siguiente declaración pública:

“Estimados padres, madres y apoderados, nos dirigirnos hoy a ustedes con el mayor respeto, con palabras de esperanza y aliento en estos momentos de tristeza, incertidumbre y ansiedad. Cuando muchos de las familias están en lucha permanente, buscando como resolver el sustento diario, sin poder trabajar o simplemente fueron despedidos.

Sabemos que, las verdaderas preocupaciones no se enfocan en materias y tareas, sino más bien, en la contención y protección de los seres queridos.

Porque el aprendizaje no está solo relacionado con “la escuela y contenidos académicos”. Y, es en el amor del hogar y la familia donde nuestros niños, niñas y jóvenes, adquieren las primeras experiencias de vida y desarrollan los más importantes sentimientos y valores, que luego deberán permitirles ser parte de la sociedad, de manera constructiva, empática y solidaria con sus semejantes.

Porque entendemos que un papá, una mamá o los(as) abuelos/as, no tienen que cumplir la función de los y las profesores(as), y mucho menos en tiempos de adversidad como los que nos aquejan. Resulta injusto imponer acciones que no respetan la diversidad de cada hogar y familia.

A nuestros estimados colegas:

Es verdad que en esta crisis, la información es contradictoria y contribuye a la confusión de cómo debemos desarrollar nuestra labor y dónde poner los énfasis. Es por ello que, ante todo, no debemos desesperar tratando de trasladar el aula a nuestras casas y menos a las casas de nuestros(as) estudiantes, pretendiendo que se cumpla con tareas y horarios escolares, con el fin de nivelar, recuperar e incluso por ocupar tiempos. Nuestra vocación, hoy más que nunca, debe verse reflejada en la comprensión y preocupación por el bienestar integral de los niños, niñas y jóvenes con que a diario nos relacionábamos en la escuela o liceo. Hoy, es necesario que estemos conectados con ellos, acompañándolos y orientándolos para que en la unidad de sus familias, puedan sobreponerse de la mejor manera a la actual problemática de la cual también somos víctimas.

Rechazamos la impersonalidad del trabajo a distancia y no compartimos la visión del gobierno y el ministerio de educación, de pretender que es más importante el currículo y “no perder el año escolar”, como si eso fuese equivalente a la vida. Menos aún nos parece que la familia sea sometida a una carga emocional tan severa, como lo es tratar de sobrevivir a esta pandemia, teniendo, además, que preocuparse de que sus hijos no se queden atrasados o no aprendan las materias, como si no hubiese más tiempo. Restándoles la oportunidad de fortalecer espacios reales de contención y afecto. No podemos contribuir en generar mayor estrés y ansiedad. Ya vendrán los tiempos para recuperar lo realmente importante.

Sabemos que nuestros niños y estudiantes están nerviosos, no tienen a sus compañeros, les cuesta trabajar en estas condiciones inadecuadas y no todos comprenden qué pasa, ni por qué, no contando en muchos casos, sus familias, con las condiciones mínimas para subsistir.

Seamos solución y no un problema más. Una vez terminada ésta terrorífica pandemia mundial, se hace indispensable que juntos, como equipos, descubramos cómo volver a reencontrarnos con el camino de la cotidianeidad.

No se puede estar de vacaciones

Engañar a las familias e intentar hacer creer de una semana a otra, que es lo mejor para los estudiantes, busca encubrir el intento de hacer cumplir, lo más que se pueda,  un currículo que en esta circunstancias importa poco y realmente va en sentido contrario a las necesidades de nuestros estudiantes.

¿Vacaciones? cuando no pueden salir de casa, no pueden interactuar con otros que no sean sus más cercanos y en el encierro, y muchas de las veces en hacinamiento, sin posibilidades de compartir lo que sienten. Es inaceptable este engaño, ¡esto no es vacaciones, esto es emergencia de salud pública!, en cuarentena no se está de vacaciones, eso es aislamiento obligado que estresa, reprime y no relaja y no renueva energías.

Invitamos, a pesar de la adversidad, a ver estas circunstancias como una oportunidad para que en nuestros estudiantes, sus hijos, se genere el mayor aprendizaje “la vida es más importante y la familia es valiosa”, y nosotros los maestros somos responsables, de apoyarles para librar esta batalla y ganarla.

¿Volver a clases?

Basta de falacias. Solo volveremos cuando sea realmente seguro para toda la comunidad, hoy estamos luchando contra una pandemia que ataca al mundo. Pero, también, contra la insensibilidad y falta de capacidad del ministerio, de reconocer qué es lo realmente importante, sin respeto frente al aprendizaje que hoy proporciona la vida y que no está escrito en el currículo.

Hoy no debe haber aprendizajes remotos de los contenidos, si no debe haber hogares contenidos aprendiendo a convivir en armonía y unidad.

Hoy no estamos de vacaciones, estamos cuidando a nuestras familias.

No volveremos a clases, pues, jamás arriesgaríamos la vida de otro ser humano. Menos la de nuestra propia familia.

A resistir, a convivir, que pronto estaremos juntos, cuando sea seguro para todos.

Un abrazo fraterno, Colegio comunal de profesoras y profesores de Punta Arenas”.

Advertisement

Copyright © Material periodístico propiedad de El Magallánico 2017 - 2023 Template 2017 Zox News Theme. Theme by MVP Themes, powered by WordPress.