La Luna: La receta de un restaurante que cautiva a magallánicos y turistas

El 11 de abril de 2001 abrió sus puertas a la comunidad magallánica el reconocido restaurante La Luna, local ubicado en calle O’Higgins 1017 en Punta Arenas que, a casi dos décadas de su fundación, mantiene su atractivo entre el público regional, nacional y extranjero.

“La idea nació debido al gran nicho que había en la ciudad, y la poca oferta que existía. Falta de competencia y variedad fue lo que nos llevó a comenzar en el antiguo restaurant Iberia, para luego cambiarnos a la actual dirección, abrir las cortinas para que el público vea lo que ocurría al interior y también, exhibir los precios en la calle”, indica Marjorie Kusch, quien, junto a su marido, Mario Navarro, han dado vida a este exitoso emprendimiento.

A La Luna han llegado los más variados personajes de índole nacional e internacional, como el cantante español Marcos Llunas, el grupo Tuna de la Facultad de Artes de la Universidad de Playa Ancha en Valparaíso, la banda argentina Los Pericos, el grupo nacional Los Tres y el actor de Stranger Things, David Harbour.

“Creo que el secreto es lo novedoso, lo atractivo, la decoración, nuestra característica barra, los mapas por todo el restaurant en donde cada persona nos deja su recuerdo, las colecciones que adornan el local, y toda la historia que hay en cada rincón. Los colores llamativos, que rompen el esquema de un restaurant típico”, explica Kusch.

Pero hay que decirlo, creemos que la calidad de la gastronomía que ofrece, también tiene una gran incidencia. Si aún no ha tenido la oportunidad de disfrutar de los manjares que se ofrecen, le recomendamos los platos típicos de la zona, donde destacan el chupe de centollas, el timbal de centollas, el garrón de cordero en su salsa con papas naturales y la tabla jardín de luna y mar.

Dentro de los planes de los administradores de La Luna, se encuentran el mantener la tradición y la calidad, siempre innovando con pequeños detalles, como la ampliación realizada hace pocos meses y la variación en la carta.

“La idea es estar siempre innovando y mantenernos actualizados. Tenemos nuestras propias cervezas, que ya son 5 variedades, más los vinos blanco y tinto”, concluye Kusch.

Print Friendly, PDF & Email