Repudio transversal a los actos de violencia en Plaza de Armas

Desde el intendente regional, José Fernández; hasta los diferentes comentarios que, a través de las plataformas sociales de nuestro medio, se han pronunciado al respecto; se ha manifestado un transversal repudio a las escenas de violencia que terminaron con personas lesionadas, detenidos y daños en el monumento a Hernando de Magallanes, la noche de este jueves (5 de septiembre), hechos que pusieron abrupto término a la marcha convocada por Unidad Social de Magallanes.

Mientras en tribunales se definía la suerte de los tres manifestantes que tras su detención fueron puestos a disposición de la Justicia, cientos de reacciones provocaron las acciones violentas que se registraron en el centro de la ciudad, acciones que finalmente terminaron por invisibilizar el petitorio de las organizaciones sociales, organización que no logró realizar una la movilización en paz.

Oficialismo

Desde la intendencia de Magallanes se emitió un comunicado, en el cual se afirma que “como Gobierno rechazamos de forma categórica la violencia, porque la violencia no es la forma de manifestarse en Democracia”, dichos del secretario regional ministerial de Gobierno (s), Fabián Mella.

“En esto no puede haber dobleces y de todos los sectores políticos tenemos que estar unidos contra la violencia. La condena tiene que ser transversal tanto del mundo político, de la prensa y de la sociedad civil”, añadió Mella.

Sus dichos se sumaron a lo planteado por el alcalde Claudio Radonich, quien además de repudiar lo sucedido, llamó al gobierno a tomar acciones concretas tras lo ocurrido, dando a entender claramente que debería ser el Gobierno Regional el que presente acciones judiciales contra los involucrados y responsables.

Agresión a la prensa

¿Hasta cuándo la prensa debe ser protagonista de una noticia? Basta ya de convocar a medios de comunicación a cubrir “pautas” o información que los distintos sectores quieran difundir, y que resulten ser ellos los agredidos, inevitable es pensar que, tras la agresión sufrida por un reportero de Diario El Pingüino, falte el ánimo de volver a dar cobertura a las actuaciones de Unidad Social de Magallanes, quienes además en un comunicado de prensa, junto con sumarse a la generalidad del rechazo de los actos vandálicos, no hicieron mención alguna de apoyo al colega lastimado.

Por su parte, el Colegio de Periodistas de Magallanes emitió un contundente pronunciamiento al respecto, en el cual, entre otros pasajes, se consignó: “Solidarizamos con David Pérez, trabajador del diario El Pingüino, violentado con gas pimienta en sus ojos, al finalizar un acto cultural, y en momentos en que intentó abordar a un grupo de encapuchados en una transmisión en directo. Creemos que este tipo de agresiones busca intimidar a la prensa y en última instancia dañar la democracia y a la comunidad que espera información oportuna y veraz”.

Rechazo absoluto

Verdadero repudio general provocó en redes sociales los rayados efectuados en el monumento a Hernando de Magallanes, lo que en cuestión de horas detonó las “funas” a algunas de las personas detenidas por lo sucedido. A dicho malestar, comenzaron poco a poco caer los comentarios de representantes de diferentes sectores políticos respecto de lo sucedido.

Algunos cuestionando la fuerza de Carabineros, otros afirmando que se trató de actos delincuenciales derechamente, cada quien, con la balanza más inclinada a sus principios, pero todos condenando que los golpes, la fuerza y los daños terminaran por opacar por completo un acto que apuntaba a ser mejor, pero que se salió de las manos, y que pese a lo que los organizadores puedan plantear, deben hacerse responsables.

Print Friendly, PDF & Email