Foto: Agencia Surpress

Más de 200 controles en dos días, y hoy seguirán las fiscalizaciones

Tolerancia cero para quienes conduzcan con “copete” en el cuerpo, es la consigna encomendada por las autoridades, tanto para Carabineros como para el equipo del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda). A esta hora ya se encuentran fiscalizando en las calles de Punta Arenas, y lo más probable es que se incremente la cifra de conductores en estado de ebriedad que se han detectado durante las dos primeras noches de fin de semana largo.

Un total de 99 controles con “alcotest” se realizaron la noche del jueves, y ayer fueron 118 las fiscalizaciones efectuadas, logrando sorprender a dos conductores guiando en estado de ebriedad, y un tercero bajo la influencia del alcohol. Lo anterior, gracias al trabajo en conjunto entre personal policial y la ambulancia del Senda que efectúa en terreno las alcoholemias.

Con un total de 208 pruebas respiratorias realizadas, resulta evidente que dicha cifra se verá incrementada, más si a esta hora ya fueron desplegados los dispositivos en la ciudad, a fin de retomar las labores, las cuales, la noche de este viernes (30 de marzo) fueron encabezadas por las máximas autoridades regionales.

Cabe recordar que, durante el 2017, en Magallanes se realizaron un total de 48 operativos de este mismo tipo, lo que significó más de 6 mil controles, 140 alcoholemias, y resultado de 55 personas conduciendo en estado de ebriedad, además de otras 80 haciéndolo bajo la influencia del alcohol.

Print Friendly, PDF & Email