Con el procedimiento aludido, se interceptó la salida irregular de Zona Franca de más de 1.600 artículos electrónicos.

Incautación de celulares dejó al descubierto millonaria evasión tributaria

Bastante más cuantioso de lo que primeramente se había informado, resultó ser el contrabando de teléfonos celulares que fue interceptado ayer (2 de febrero) en el paso fronterizo de Monte Aymond, ya que, si bien se hablaba de un avalúo de 200 millones de pesos, resultó ser un total de $298.295.656 según precisó la Fiscalía al abrir investigación en el caso. El procedimiento además sacó a la luz una evasión tributaria de parte de un operador de Zona Franca, que superaría los 80 millones de pesos.

La tarde de este sábado (3 de febrero) se llevó a cabo la audiencia de formalización de cargos contra E.A.T.G., de 39 años, conductor que guiaba el furgón en el cual se transportaban los más de 2 mil aparatos electrónicos hacia Argentina. En su declaración, afirmó el imputado que uno de los comerciantes de nacionalidad india de Zona Franca, le habría ofrecido 1 millón de pesos para contrabandear la mercadería, por lo que adulteró las patentes del vehículo, subió la carga y se enfiló hacia la frontera, sin pensar que personal de Aduanas lo fiscalizaría.

Detalló el fiscal Juan Ignacio Aguilera durante el procedimiento judicial que “los impuestos dejados de percibir ascienden a la suma de $80.957.436”, conociéndose así un delito paralelo que quedó al descubierto con el contrabando, por el cual el Ministerio Público iniciaría investigación.

En definitiva, se le imputaron cargos sólo al chofer, por ahora, como autor de contrabando aduanero y conducir un vehículo con patentes adulteradas; quedó sujeto a la medida cautelar de arraigo regional y se fijó un plazo de 4 meses para investigar el que, hasta ahora, ha sido el contrabando más cuantioso detectado en la región.

Print Friendly, PDF & Email